Para qué hemos venido al mundo



“La Verdad es que no hemos venido al mundo para perfeccionar nuestro “yo”, arreglar nuestra imagen o perfeccionar nuestra persona, sino para transformarnos en algo verdadero, para ser lo que somos. Diremos incluso que estamos aquí para ser lo que Es”.