Como si un meteorito impactara en el centro de tu corazón.



Dios no está solamente en las iglesias, aunque lógicamente también en las iglesias puedes encontrar a Dios. Dios está en todo. Todo es Dios. En realidad no hay otra cosa que no sea Dios. Las líneas que vienen a continuación nacieron hace unos días en plena vivencia de lo Sagrado en el templo de la Naturaleza, mi templo. Ese día estuvo también inspirado por un tema musical de Elefantes junto a Enrique Bunbury, y aunque el tema musical se titula "Duele" y no concordaba con lo que yo estaba viviendo en ese momento, sí que resonaron con fuerza alguno de los versos centrales de esta bella canción.

"El bosque está envuelto en silencio. El río que por allí pasa va saltando de piedra en piedra. El sol en lo alto vibra como una dinamo. La calma en el alma. Las cigarras cantando. Las mariposas van y vienen sigilosas. De pronto comienza a soplar una suave brisa, un temblor inmaterial. Y en un instante Eso está ahí con su increíble Luz, y es como si todo lo que fuiste hasta ese momento quedara borrado en un instante, es como si un meteorito impactara en el centro de tu corazón.

Entiéndelo bien.
Es la Vida brotando del manantial del que todo mana.
Entiéndelo".