Calderón tenía razón...pero le faltó añadir algo.



Calderón de la Barca tenía razón, la realidad que vivimos es ilusoria, pero le faltó añadir algo, quizás lo podía haber dicho de esta manera: “Que toda la vida es sueño… ¡¡¡y no se te olvide que tú mismo también lo eres!!!”



En la imagen un actor interpreta a Segismundo en“La vida es sueño” de Calderón de la Barca, por la compañía Teatro del Temple. Olite (Navarra).