Lo que deja ver el máster de Cristina Cifuentes


El máster de Cristina Cifuentes es como una prenda que se transparenta. 

Cuanto más opaco quiere mostrarse un político, más deja ver eso que quiere ocultar, como en la foto donde el maquillaje en la cara de CC es casi perfecto, sin embargo lo que de verdad se ve es esa lanza en el cuello, por lo visto fruto de una traqueotomía debido a un accidente en moto hace unos años. No hablaré sobre los pormenores de ese “no master” de CC, tampoco hablaré sobre otros políticos de otros partidos que han hecho ‘cosas raras’ con su titulación académica, no es necesario aburrir más con una verdad del todo clara: se les ve que están pringaos, y cuantas más explicaciones dan, más se pringan.

Es evidente que produce tristeza ver cómo algunos políticos se auto regalan másters con la permisividad del sistema, pero más tristeza da ver cómo los que cursan esos másters lo hacen para tener poder sobre los demás, no hacen los másters para aprender ni para formarse, los hacen para atesorar poder, los hacen para dominar y para situarse, esas titulaciones las utilizan para someter a otros. 

No conozco prácticamente a nadie que quiera conocer por el simple hecho de conocer. 

El verdadero máster que han hecho CC y otros de su estirpe es un máster en gansterismo, y parece ser que todos han aprobado con una nota muy alta. Un máster en corrupción sería la caña, un máster en corrupción ahora mismo tendría más profesores que alumnos, y ese sí que sería el verdadero máster del universo.